Mar Chiquita se suma a los municipios que deberán pedir ayuda a la provincia para pagar aguinaldos

Mucha preocupación en el gabinete de la gobernadora, Maria Eugenia Vidal, por los más de veinte intendentes bonaerenses que ya manifestaron dificultades para concretar el pago de sueldos y el medio aguinaldo de fin de año a sus trabajadores por “falta de fondos”, por lo cual gestionan “aportes extraordinarios” ante el gobierno nacional y provincial.

Desde la Federación de Sindicatos Municipales Bonaerenses (Fesimubo) ratificaron “el estado de alerta y movilización” a raíz de “la falta de cobro de sueldos y aguinaldo en muchos municipios” en los que “no se sabe cuándo se van a pagar”. A la vez que aseguraron que casi treinta intendentes pidieron Adelantos del Tesoro Nacional (ATN) o del provincial (ATP).

Los municipios afectados por esta situación serían: Moreno, Pilar, Necochea, Olavarría, Azul, Berisso, Chascomús, Baradero, San Pedro, Chacabuco, Tornquist, Salliqueló, Coronel Suárez, Carmen de Patagones, Rauch, General Puerreydón, General Las Heras, Brandsen, Magdalena, San Vicente, Carmen de Areco, Junín, Suipacha, General Villegas y ahora se sumó Mar Chiquita.

Desde la administración de las localidades bonaerenses, atribuyen el déficit a problemas estructurales, a desarreglos cometidos por gestiones anteriores y a problemas generados por las inundaciones. También le atribuyen la crisis al aumento de tarifas de servicios públicos y a la inflación.

El intendente de Tornquist, Sergio Bordoni, ya confirmó un 30% de aumento de tasas para 2018, negó toda posibilidad de bajarlas y reconoció incluso que, si no recibe ayuda económica en breve, podría tener problemas para pagar en tiempo y forma los sueldos de este mes y el aguinaldo.

“Necesitamos que la Provincia nos asista para cerrar este ejercicio. No nos queda otra; si no, tendremos muchas dificultades para cerrar el tema salarial y el pago a proveedores”, afirmó el intendente de Adolfo Alsina, David Hirtz, quien admitió un déficit ” importante ” en su distrito.

“Tuvimos que atender una emergencia hídrica aguda, que nos produjo gastos extra y no nos permitió recaudar bien. Además, venimos de tres años en los que tuvimos que hacer una recomposición salarial por encima de la inflación, con subas superiores al 40%”, explicó el jefe comunal del distrito sureño.

Desde la cartera económica provincial aseguraron que “la Provincia va a estar presente. Estamos viendo caso por caso, conciliando números con los intendentes y manejando alternativas financieras para ayudar a pasar el bache y que todos paguen aguinaldos”.

Por lo pronto, ayer el ministerio de Economía de la provincia de Buenos Aires oficializó el giro de sumas provenientes de Aportes del Tesoro Nacional (ATN) para tres municipios oficialistas: Berisso, Adolfo Alsina y Torquinst, que habían solicitado a la gobernadora el giro e aportes extraordinarios.

Escribir un comentario

Ver todos los comentarios