Espinoza niega proscripciones e insiste con la lista única para enfrentar a Macri

A través de un comunicado oficial del PJ provincial, el ex intendente de La Matanza aseguró que “no son tiempos de discusiones y enfrentamientos tan personalistas como estériles” y exigió al sector que lidera Florencio Randazzo a “pensar en los de a pie, los más golpeados por las decisiones de este Gobierno”. 

“Se trata de respaldarlos y ofrecerles las respuestas que necesitan con las herramientas políticas para llevarlas a cabo”, indicó el dirigente que desmintió acusaciones de proscribir a Randazzo, como denunció Julián Domínguez.

“A casi medio mandato cumplido del gobierno de Cambiemos, la inflación sigue en los mismos niveles que 2015, pero soportando una de más de 40% en 2016. La industria nacional, sobre todo las Pymes, en jaque y en gran parte destruida. Cae la construcción privada, la pública recién renace para y por las elecciones, no hay trabajo, las tarifas no dejan de subir indiscriminadamente. El bolsillo no aguanta más”, describió Espinoza.

“Son tiempos que demandan e imponen la unidad para ponerle un límite a este gobierno. Cualquier estrategia política es hacerle el juego al Gobierno. Entonces, para atender las necesidades del pueblo hoy, el camino es la lista única independientemente de los nombres propios, el camino es la unidad, es indispensable”, sostuvo el líder matancero.

Asimismo, dijo que la búsqueda de esa unidad “no se trata sólo de mostrar hacia afuera una propuesta sólida y potente, se trata también de una distribución y utilización responsable de los recursos con los que cuenta el espacio, tanto los políticos como los económicos”.

“Una primaria demanda mucho capital y recursos, no es ningún secreto y la experiencia es basta al respecto en todos los sectores”, expresó Espinoza, y continuó: “Así lo entienden también la Capital Federal y otras provincias. Sobre todo de parte de la coalición gobernante, que comparte la idea de excepcionalidad del caso y la necesidad de la misma estrategia. No se trata de capricho o sectarismo. Para todos los sectores se trata de aprender de la experiencia de 2015, entender el momento y actuar en consecuencia con una estrategia válida”.

El titular del PJ reconoció que “existen diferencias circunstanciales y estrategias particulares” como “parte del juego” de la política, pero advirtió al randazzismo que a la vez “existen momentos trascendentales en la vida política de un país que imponen y demandan poner a las necesidades del pueblo, y las necesidades del propio frente que vela por ellas, por sobre las ambiciones personales”.

“No tengo dudas que esa comprensión primará. Las diferencias entre hombres y mujeres de un espacio que comparte los mismos valores y principios políticos siempre confluyen en un punto de encuentro”, enfatizó el dirigente peronista.

“Las próximas elecciones representan esa situación de excepcionalidad, en ellas el pueblo dará su primer veredicto sobre el modelo neoliberal que impone el Gobierno de Macri. Presentar una lista de unidad es la mejor estrategia posible. Con esta posición estamos cumpliendo con los principios de nuestra doctrina: ‘Primero la Patria, después el movimiento y por último, los hombres'”, concluyó.

Unidad del peronismo o Frente Ciudadano

En caso de que el randazzismo no acepte compartir una lista de unidad, anticiparon que Cristian y Scioli estarían dispuestos a competir con otro partido, que integre un nuevo frente electoral, que lleve un nombre distinto. 
“Cristina será candidata con lista única de un nuevo frente que todavía no tiene nombre y que lo integrarán los partidos que conforman el Frente para la Victoria, pero no el PJ”, anunció Jorge Ferraresi, uno de los pocos voceros intendentes autorizados por la expresidente para hablar.

El nombre que más suena para el nuevo sello electoral del kirchnerismo es Frente Ciudadano Para la Victoria (FCPV) o simplemente Frente Ciudadano (FC).

 

Escribir un comentario

Ver todos los comentarios