Video / Padres de discapacitados rompen sillas de ruedas viejas hartos de los problemas con el “Incluir Salud”

Este viernes, padres de niños con discapacidad y distintos prestadores del plan Incluir Salud realizaron una protesta en La Pata porque el programa destinado a pensionados se encuentra totalmente paralizado por falta de pagos. Aproximadamente son 230 mil los beneficiarios en la provincia.

El “Incluir Salud” es un programa nacional dirigido a titulares de Pensiones Nacionales No Contributivas (PNC), personas que se encuentran en estado de vulnerabilidad. El programa dependía de la Agencia Nacional de Discapacidad y se ejecutaba a través del Ministerio de Salud bonaerense. Pero a en 2017 fue traspasado al IOMA y a partir ese momento se agravaron los atrasos de los pagos.

Falta de medicamentos, alimentación, transporte, tarapistas e intérpretes de Lengua de Señas, son algunos de los problemas que enfrentan los beneficiarios de este programa, a los que se suman dificultades para acceder a sillas de ruedas y prótesis.


https://platform.twitter.com/widgets.js


Además de las protestas de padres, hubo distintos cortes de tránsito de los transportistas que llevan a los niños con discapacidad a la escuela y a las terapias. Aseguran que no cobran por los viajes desde enero.

“Somos transportistas de discapacidad de toda la Provincia. Llevamos a los chicos a las escuelas, a terapia y a distintas actividades. Con todo el dolor del alma, hace dos semanas tuvimos que dejar de llevar a los chicos porque el Estado no nos paga”, comentó Nadia, una de las transportistas que encabezaba el reclamo.


https://platform.twitter.com/widgets.js


 

En 2017, la gobernadora María Eugenia Vidal, a través de la firma de un decreto, delegó el convenio que tenía el gobierno nacional con el Ministerio de Salud provincial para ejecutar el ex Programa Federal de Salud (Profe) al ámbito de la obra social de los trabajadores del Estado.  

Al momento del traspaso, desde ATE alertaron que la medida podía provocar un “desfinanciamiento” del IOMA ya que “los recursos que el Ministerio de Salud bonaerense recibía de Nación para cumplir con las obligaciones del programa nacional eran escasos” por lo que iba a tener que destinar recursos propios.


https://platform.twitter.com/widgets.js


 

Por este conflicto, los niños discapacitados no están siendo trasladados ni siquiera a la escuela donde además desayunan y almuerzan. Tampoco tienen manera de seguir con sus terapias.

Anteriormente, los proveedores del Incluir Salud cobraban directamente por nomenclador nacional, pero este año el programa comenzó a provincializarse. Los retrasos en los pagos comenzaron a profundizarse y ante los reclamos nunca queda claro quién es el verdadero responsable.

Escribir un comentario

Ver todos los comentarios