Los trabajadores de Fabricaciones Militares resisten al vaciamiento

En el marco del Paro sectorial en todas las fábricas del país, ATE marchó a los ministerios de Defensa y Modernización para exigir la reactivación del sector.

Trabajadores y trabajadoras de las cinco fábricas militares del país protagonizaron una histórica jornada de lucha del sector, que comenzó con una masiva y contundente movilización por el centro de la Ciudad de Buenos Aires, para reclamar la reactivación de las unidades productivas paralizadas o reducidas, para exigir la reincorporación de los despedidos, el pase a planta permanente, y en rechazo de la política de ajuste del Gobierno Nacional.

La convocatoria comenzó a la mañana donde los representantes fabriqueros de Azul (Buenos Aires), Fray Luis Beltrán (Santa Fe), Villa María y Río Tercero (Córdoba) y Jachal (San Juan), y los de la sede central de FM, se unieron a otras seccionales, juntas internas, dirigentes y militantes de la Asociación Trabajadores del Estado, para marchar primero al Ministerio de Defensa, ubicado atrás de la Casa Rosada, desde donde comenzaron los discursos dirigidos al Ministro Oscar Aguad, responsable del vaciamiento.

El Secretario General de ATE Nacional, Hugo Cachorro Godoy, fue el encargado del discurso de cierre de la actividad, frente a Modernización: “esta unidad y esta potencia para tomar medidas en todo el país, es una muestra de la conciencia de los trabajadores nucleados en nuestro gremio, podrá haber empresarios sindicalistas que se arrodillan y lamen los mocasines de los funcionarios pero hay trabajadores estatales dignos de su tareas y de sus responsabilidades”.

“Este pueblo no se rinde, este pueblo se organiza con dignidad en sindicatos como ATE y en centrales como la CTA Autónoma, la de hoy es la primera medida de fuerza de un plan de lucha que recién comienza de los trabajadores de Fabricaciones”, destacó Godoy.

Por último, cuestionó duramente las iniciativas neoliberales del gobierno de Mauricio Macri: “Frente a las políticas de vaciamiento para justificar el cierre de los organismos del Estado o su privatización, la mitad de la pelea se resuelve adentro del lugar de laburo, y la otra mitad se uniendo lazos con la comunidad. Desde acá miramos de frente al enemigo y así le vamos a dar pelea”.

Escribir un comentario

Ver todos los comentarios