Ferroviarios advierten que el “puente angosto” de Luján se está desplazando y es “peligroso”

En noviembre colocaron el puente ferroviario que evita el cruce a nivel en Ruta 5, en el marco de la obra de autopista Luján-Bragado. Sin embargo, cuando comenzaron las pruebas detectaron que era demasiado angosto por lo que tuvieron que hacerle modificaciones que según denuncian los trabajadores están afectando a la estructura.

La estructura colocada sobre las vías del ferrocarril Sarmiento fue construida en el Astillero Storni en la Ciudad de Buenos Aires, con una inversión de 1200 millones de pesos.  Para ganar unos centímetros y que pueda pasar el tren debieron recortarle las solapas. Sin embargo, los trabajadores denuncian que el puente comenzó a desplazarse.

El titular de la seccional oeste de la Unión Ferroviaria, Diego Hormachea señaló que “en las últimas semanas, se empezaron a ver las anomalías que nosotros veníamos denunciando. Este puente está mal hecho de entrada” y agregó: “Empezamos a observar una apertura entre tramos. Como son cuatro tramos unidos, que están apoyados en bases de cemento que salen desde la ruta, tenés dos laterales de uniones de vías y una central. Lo que sucedió es que los tramos se empezaron a desplazar uno del otro, produciendo una luz cada vez más grande entre ellos”.

Según explicó, al momento de la inauguración del puente había distancia entre 2 y 3 centímetros de luz por tramo. Sin embargo, en muy pocos meses eso se fue agrandando: “Estamos viendo que se han desplazado en algunos lugares hasta 12 centímetros. Es mucho, más allá de los calores que hay. Y demasiado para el tiempo de uso. En ferrocarril nos manejamos en milímetros y acá estamos hablando de más de 10 centímetros”, aseguró Hormachea.

Y agregó: “Hacia abajo del puente y en su apoyo, los ingenieros del Ferrocarril vieron que el desplazamiento allí en la base es mucho mayor, estamos hablando de cerca de 18 centímetros. Una persona pasa para abajo en ese hueco. Trabajar sobre ese puente es peligroso”.

“En muy poco tiempo, un desplazamiento de 12 centímetros es muchísimo”, aseguró Hormachea y cuestionó que la empresa no haya salido a comunicar “absolutamente nada”.

Ingenieros del ferrocarril y el gremio de La Fraternidad presentaron un informe alertando sobre estos problemas “A partir de estos informes, Transporte va a tener que tomar una decisión. El puente tiene que ser reparado y puesto a punto. Es una obra nueva, mal hecha y tienen que hacerla como corresponde”, expresó el trabajador.

Por su parte, el secretario general de la Unión Ferroviaria Seccional Oeste, Rubén “El Pollo” Sobrero coincidió con lo que el delegado planteaba y remarcó: “Es un puente que viene mal de entrada. Estamos a la espera de un informe técnico para reforzar lo que se está planteando. Lamentablemente cuando se hizo el puente tomaron mal las medidas. Y la solución no es la que le dieron, de quitarle los refuerzos, sino que se tiene que hacer de nuevo porque de otra manera lo que se hace es debilitar el puente”.

 

Escribir un comentario

Ver todos los comentarios