El sciolista puro Guido Lorenzino sería el nuevo Defensor del Pueblo de la provincia

En una sesión extraordinaria en el que el tema principal es el presupuesto 2017, también se tratará la designación del nuevo Defensor del Pueblo de la Provincia de Buenos Aires. La imprevisibilidad de las negociaciones políticas terminó ubicando al sciolista Guido Lorenzino como el principal candidato a ocupar este cargo de vital importancia para los bonaerenses.

La necesidad de terminar el año con el Presupuesto 2017 aprobado hizo que el oficialismo tuviera que negociar con la oposición un lugar que de ningún modo hubiera cedido si tuviera hegemonía en las cámaras. Un legislador del PRO aseguró a Todo Provincial que “con tal de tener el presupuesto aprobado no importa lo que haya que dar a cambio”.

Aunque las críticas de Cambiemos contra la anterior gestión se multiplicaron a lo largo de este año, la necesidad de sacar la ley de leyes hizo que el oficialismo terminara entregando la Defensoría  al sciolista puro Guido Lorenzino que también tiene relaciones cercanas con el Grupo Esmeralda.

El segundo cargo en importancia sería para el dirigente massista Wálter Martello que sería designado como defensor adjunto.

Debajo, las diferentes direcciones quedarían repartidas entre el radicalismo con  el actual defensor, Marcelo Honores, el Movimiento Evita con Eduardo “Cholo” Ancona y también se habría ofrecido un lugar a un dirigente elegido por el kirchnerismo duro que rechazó la propuesta ya que también se opone a la designación de Lorenzino.

La decisión de poner al dirigente sciolista en la Defensoría fue impulsada por el ex intendente de La Matanza Fernando Espinoza y generó indignación en las filas del radicalismo que pretendía conservar la conducción de ese organismo, aunque Marcelo Honores ocupaba el lugar en forma irregular ya que nunca fue ratificada su designación por el Congreso.

Escribir un comentario

Ver todos los comentarios