El gobierno festeja que pudo cerrar a la mayoría de los gremios en menos del 15%

Entre los que todavía faltan acordar paritarias surge una curiosidad: en su mayoría son sindicatos que están enfrentados con el Gobierno. Se alistan allí la Asociación Bancaria, Aceiteros, Camioneros y la Unión Obrera Metalúrgica (UOM).

El caso más tenso y urgente es el de los bancarios. La paritaria está vencida hace tres meses y ya hubo sin éxito casi diez audiencias entre empresarios, gremialistas y el funcionarios del Ministerio de Trabajo, que encabeza Jorge Triaca .

En un último intento por destrabar el conflicto, Triaca habilitó a los empresarios a dar un adelanto de 7% y una suba anual de 15%. Sin embargo, el gremio que lidera Sergio Palazzo rechazó la propuesta con el argumento de que continúa vigente la cláusula gatillo del acuerdo pactado en 2017. En la jerga, se conoce como “principio de ultractividad” del convenio colectivo, lo que mantiene su vigencia indefinida hasta sellar otro acuerdo.

gremios

El sindicato cuenta con un fallo judicial que por ahora le da la razón. Palazzo quiere sí o sí conservar la cláusula gatillo. Amenazó para el 6 de abril con un nuevo paro; de concretarse, sería el cuarto en lo que va del año.

La UOM comenzará a negociar salarios la semana próxima y el panorama para el gremio no es alentador. Antonio Caló ya relevó casi 1000 despidos en el sector en lo que va de 2018. Ese contexto dificultaría una suba por encima de 15%.

La paritaria de los camioneros se anticipa conflictiva. Hugo Moyano ya advirtió que no aceptará un 15% y a través de su hijo Pablo pidió un 23%. La negociación comenzará entre mayo y junio, y los caciques camioneros buscarán diferenciarse de sus pares de la CGT.

Hace un mes, los camioneros cobraron un bono de fin de año de $9500, pero a diferencia de otras veces no se acordó bajo el paraguas de la Federación de Entidades Empresarias del Autotransporte de Cargas sino que fue un trato particular por empresa que no incluyó a los casi 200.000 afiliados.

El otro frente complicado será con la Federación de Trabajadores Aceiteros, cuyo poder de fuego se anida en el circuito sojero de Santa Fe y en el puerto rosarino. Daniel Jofra, el referente gremial del sector, demanda un aumento superior a 15%.

También restan cerrar sus acuerdos los gremios ferroviarios, Uatre, Alimentación y los estatales de UPCN. En el Gobierno descuentan que aceptarán el 15%. A todos ellos los consideran aliados.

Escribir un comentario

Ver todos los comentarios